La concejala del Ayuntamiento de Valencia, Sandra Gómez ha sido la encargada de comunicarles a los responsables de la asociación Hazte Oir, de que “no son bienvenidos”. El desencuentro se ha producido esta mañana cuando Ignacio Arsuaga ha entrado en el consistorio para hablar con los equipo de gobierno. Gómez, que ha sido la encargada de recibirlo le ha espetado que “su mensaje no es bienvenido en la ciudad de Valencia”

Pero las muestras de desacuerdo con la línea de Hazte Oir no ha quedado ahí. Colectivos antifascistas y asociaciones LGTBQ han increpado a Arsuaga cuando el bus ha estacionado en una calle de Valencia, lanzando mensajes que derecho de “ser lo que cada uno quiera ser”.

Compartir