IKEA ha inaugurado un nuevo huerto urbano en Alboraya. El Colegio Público Cervantes cuenta desde ahora con este espacio. Resultado del voluntariado prestado por 40 empleados de la multinacional sueca, socios IKEA Family y más de 20 familias involucradas desde el AMPA.

IKEA ha aportado cerca de 10.000 euros en mobiliario y recursos. Se trata de un huerto más dentro del proyecto de IKEA Alfafar donde se han creado otros seis huertos. Más de 150 voluntarios han participado en la iniciativa solidaria. La empresa de muebles ha donado en mobiliario de huerto y recursos más de 60.000 euros en total.

Una iniciativa que da respuesta a los deseos y necesidades identificados durante los talleres que IKEA puso en marcha en colegios con niños y niñas en riesgo de exclusión social de la provincia y que se impartían cada dos meses.

Compartir